El mágico Mercurio

El Mercurio, cuyo símbolo químico es Hg, es  un metal fascinante y «mágico» ya que líquido a temperatura ambiente y es también una de las pocos elementos que reacciona con el oro.

Tiene un aspecto plateado y su principal característica es que genera uniones con plata y oro dando lugar a un sistema binario de metales llamado amalgamas.

No se sabe exactamente cuándo se descubrió, pero se reconoce su uso hace ya casi 4000 años. Una vez se comprendió su toxicidad se asignó la tarea de extracción a esclavos y prisioneros.

El mercurio es utilizado para realizar termómetros, termostatos y  en algunos aleaciones utilizadas en curación, empastes de dientes, esto último prácticamente ya en desuso. A nivel industrial es muy empleado como material líquido de contacto en interruptores eléctricos, como fluido de trabajo en bombas de difusión y en la fabricación de rectificadores de vapor de mercurio.

Lamentablemente es un elemento muy nocivo para la salud y para el medio ambiente. Su forma orgánica junto al carbono genera metilmercurio, un contaminante extremadamente tóxico en ambientes acuáticos, y que puede terminar en nuestro organismo a partir de la cadena trófica.

En nuestro cuerpo genera daños en el sistema nervioso, cerebral, alergias, dolor de cabeza y cansancio generalizado.

¡Mucho cuidado con jugar con el mercurio de los termómetros!

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *